Buscar este blog

10 de octubre de 2010

10 / Diez

Una década, 3650 días, 87600 horas, 5256000 segundos. En total, diez años.
Han pasado 10 meses desde que se acabara la década del 2000, y me ha parecido apropiado que, justamente hoy, 10 de Octubre del 2010, un día tan mágico, repasemos juntos lo más destacado de ella.


¿Te acuerdas de cómo empezó todo?

Estábamos celebrando la llegada de un nuevo año, pero no sólo eso, además cambiábamos de siglo y de milenio. Como no podía ser de otra manera, algunos visionarios aprovecharon esta extraordinaria circunstancia para pronosticar el fin del mundo. La gente se acojonó pensando que, cuando las agujas del reloj pasaran de las doce, el mundo conocido se iría a la porra. Fue el llamado “Efecto 2000”. Se dijo mucho y la alarma cundió entre algunas buenas gentes que corrieron a los supermercados en busca de provisiones por lo que pudiera pasar. Y todo porque algunos programadores muy vagos habían pasado de poner la centuria en el almacenamiento de las fechas, asumiendo que el software funcionaría sólo durante los años cuyos nombres comenzaran con 19. Lo anterior tendría como consecuencia que después del 31 de diciembre de 1999, sería el 1 de enero de 1900 en vez de 1 de enero de 2000. En un mundo manejado por ordenadores esto suponía un problema muy gordo. Pero todo se arregló. Y la gente que esperaba una catástrofe a nivel mundial celebró el nuevo año con una pequeña decepción. Los ordenadores siguieron funcionando y todo siguió su curso normal.
El 2000 también fue el año de las olimpiadas de Sidney; el año del niño cubano Elián González, protagonista involuntario de una de las situaciones más polémicas de los últimos tiempos. El año de “Gran Hermano”, un nuevo formato televisivo que revolucionaria a España. Y el año de las vacas locas.


El 20 de enero de 2001 George W. Bush toma posesión como presidente de los EEUU; el 43er en la historia del país. Ese mismo año, el 11 de septiembre, las torres gemelas de Nueva York, y el pentágono en Washington serían atacados por extremistas islámicos; atribuyéndose la autoría de los ataques a Osama Bin Laden, el fundador de la red terrorista Al Qaeda.
La visión de las torres gemelas cayendo es una de las imágenes que más vivas tengo del 2001. Es más, lo recuerdo como si fuera ayer. Eran las dos de la tarde, iba a comer frente a la tele cuando el telediario se interrumpió para dar una información de última hora. Al principio no se sabía muy bien qué había pasado pero cuando otro avión se estrelló contra la segunda torre las dudas quedaron despejadas. Recuerdo esa tarde, pegada a la tele sin poder apartar los ojos de lo que estaba pasando a tiempo real a tantos kilómetros de distancia. Sintiendo el horror de aquellas gentes atrapadas en los pisos superiores, siendo testigo de la desesperación de los que decidían saltar al vacío. Y luego más horror, más pánico, más miedo, cuando finalmente, tras varias horas ardiendo, las torres se desplomaron sepultando vidas, sueños e ilusiones. Fue un horror televisado, un horror en directo, que llegó a miles de millones de personas. Estuvimos allí, a través de las ondas.
Tras la tragedia la respuesta de los americanos no se hizo esperar. El 7 de octubre Afganistán fue invadida.
El 2001 también fue el año de “El corralito” en Argentina, y el año que dos grandes sagas del cine se estrenaron por primera vez, “El señor de los anillos” y “Harry Potter”


El 2002 fue el año del Euro. Entramos al nuevo año pertrechados de calculadoras que supuestamente iban a hacernos la tarea más sencilla, pero seguíamos pensado en pesetas y aquellos números con comas nos sonaban a chino y a tomadura de pelo. Aquel nuevo dinero era de colorines, como de juguete, y además causaba alergias. Pronto descubrimos su cara negativa: el redondeo. Y ese fue el principio del fin. Estábamos tan a gusto con nuestras rubias, con nuestros duros de toda la vida, pagando lo justo por unos chicles y el café del desayuno, cuando vino el maldito euro a agujerearnos los bolsillos. De la noche a la mañana, lo que costaba 5 pasó a costar 10. De la noche a la mañana todo cambió, y no para mejor.
A nivel local, este fue el año de las riadas del 31 de Marzo que afectaron al área metropolitana de Santa Cruz de Tenerife y La Laguna. Pero si por algo va a ser recordado este 2002 fue por el hundimiento del petrolero Prestige frente a las costas de Galicia, el 19 de noviembre.
Ese mismo año, un grande del cine, Billy Wilder, nos dejaba a la edad de 95 años.



El 2003 se presentaba negro, negro como el petróleo vertido por el Prestige, que hasta mediados de febrero siguió derramando su contenido sobre las costas gallegas.
El 20 de marzo comienza la guerra de Iraq. La estatua de Saddam Hussein situada en la plaza Fardus es derribada por soldados estadounidenses. José Couso es asesinado en la planta catorce del hotel Palestine por el impacto de un proyectil de un carro de combate americano.
El 2003 fue al año del fallecimiento de la oveja Dolly, clonada en 1996 a partir de una célula adulta; y el año que se logró completar la secuencia del genoma humano.


El 2004 fue el año de los atentados terroristas de Madrid. Fue un 11 de marzo, a las 7:37 de la mañana. Tres bombas explotaron en la estación de Atocha. Un minuto después tres bombas más hicieron explosión en las estaciones de El Pozo y Santa Eugenia. Segundos más tarde, finalmente, cuatro bombas estallaron en el tren 17305 de la calle Téllez. Fue un día negro, un día terrible. Al igual que el 11 de septiembre, este día está grabado en mi memoria por su horror; un horror que llegó a través de la pantalla de la televisión, pero aún así un dolor físico por todo el sufrimiento y la impotencia que aquel día maldito se respiró en Madrid. Hay imágenes que no se borran, y la del tren destrozado en la estación de Atocha es una de esas imágenes que no se van, que se quedan grabadas como a fuego. Aquel día 191 personas murieron en el peor ataque terrorista sufrido en nuestro país.
Unos días más tarde el PSOE gana las elecciones.
El 22 de mayo, un día lluvioso, Felipe de Borbón se casa con una periodista llamada Letizia Ortiz Rocasolano.
Estábamos a punto de terminar el año cuando una nueva tragedia nos golpeo de lleno. Ocurrió el 26 de diciembre, en Indonesia. Un terremoto marino, de magnitud 9.0 en la escala Richter, se originó en la costa noroccidental de Sumatra. El terremoto provocó un tsunami que asoló las costas de doce países. Más de 280000 personas perdieron la vida.


En el 2005 muere el papa Juan Pablo II a los 85 años tras más de veintiséis años de pontificado. Joseph Ratzinger, Benedicto XVI, es elegido nuevo papa.
Un atentado múltiple en Londres causa 56 victimas mortales y más de 700 heridos. El huracán Katrina, el más mortífero de EEUU desde 1928, arrasa Nueva Orleans, dejando un saldo de 1826 fallecidos.
A nivel local, la tormenta tropical Delta azota las islas Canarias. La consecuencia más inmediata, y más fastidiosa, se deja sentir en el suministro eléctrico. Durante una semana estuvimos a oscuras y pegados a la radio.
Este también sería el año de youtube, y de Fernando Alonso.


Comenzamos el 2006 sin humos; entra en vigor la ley antitabaco. Saddam es ejecutado. Pinochet muere a los 91 años sin pagar por sus crímenes. Conocemos el terrible caso de secuestro de Natascha Kampusch. TVE cumple cincuenta años. ETA anuncia una tregua.


Llegamos al 2007, un año marcado por la desaparición de la niña Madeleine McCann en Portugal. Este mismo año conocemos las nuevas siete maravillas del mundo, entre las que se incluyen la Muralla China y Machu Pichu entre otras. La saga de libros de JK Rowling llega a su fin con “Harry Potter y las reliquias de la muerte”. Un terrible terremoto asola la ciudad de Pisco, Perú. Se descubre un pequeño planeta extrasolar muy parecido a la Tierra, llamado Gliese 581 c.


El 2008 tiene nombre propio, Barack Obama; el primer afroamericano elegido presidente de los EEUU. Su “Yes, we can” se puso de moda. Pero sin duda si de algo se habló aquel año fue de la crisis económica mundial. El paro aumentó y las predicciones de futuro no auguraban nada bueno, aunque algunos se empeñaban en negar lo evidente. Famosa se hizo la frase, “crisis, ¿qué crisis?”
En el mes de agosto un avión de Spanair se estrellaba en el aeropuerto de Barajas al poco de despegar, muriendo 154 personas en el accidente.
La imagen que dio la vuelta al mundo fue la del zapatazo que recibió George W. Bush por parte de un periodista iraquí en una rueda prensa.
El 2008 también fue el año de “Crepúsculo”, y el de los juegos olímpicos de Pekín, y de la selección española de futbol.


El 2009 será recordado por una cosa, fue el año que murió el rey del pop. Michael Jackson tenía 50 años y estaba preparándose para volver a lo grande a los escenarios con una gira, pero una intoxicación con un medicamento llamado “propofol” provocó su muerte prematura. Tras su fallecimiento su discografía experimentó un incremento sorprendente en ventas; tanto así, que su padre Joe Jackson llegó a declarar que “valía más muerto que vivo”.
Este año fue el año de la gripe A. El año en que Obama recibió el Nobel de la Paz. El año del pesquero “Alakrana”. El año que supimos que había agua en la Luna.


Y hasta aquí este pequeño, extenso, repaso de la década. Ha sido un periodo marcado por el terrorismo y las guerras, por las catástrofes naturales y la crisis. Un periodo extraño, de cambios. Ojala esta nueva década que comenzamos diez meses atrás se caracterice por todo lo contrario. Que haya abundancia y prosperidad, pero sobre todo paz. Paz para todos los pueblos del mundo.

8 comentarios:

Ligia dijo...

Un repaso muy completo has hecho, Raquel. Es una pena que la mayoría sean desastres y tristezas. Ojalá el mundo cambie para bien. Abrazos

Raquel dijo...

Eso mismo comentaba con mi hermana cuando preparaba esta entrada. Es una pena que lo más destacado de la década sean las guerras, los desastres y las tristezas. Aunque tambiñen hay cosas buenas pero curiosamente es más dificil encontrarlas, no sé si se debe a que se habla menos de ellas.
Un abrazo Ligia.

Anónimo dijo...

Desde luego eres un auténtico portento en cuestiones de documentación, Raquel, pero a pesar de tantos desastres y guerrras hay que reconocer que ayer fue un día 10 ¿verdad?

Como aquel día en que escribí en mi "desván" que me levanté más chulo que un ocho ¿te acuerdas que entraste a comentarlo?

Naturalmente fue el 08.08.2008

¿Se nos pasó el 9 de septiembre de 2009, voto a bríos?

Un abrazo.

Zhivago

Angel dijo...

Que gran resumen de la década. La verdad que han pasado muchas cosas, muchas buenas, pero también malas.
El pobre Bush allí me hizo gracia el verlo, enseguida vino a mi mente una imagen de fatalidad solo con verle la cara.
Abrazo.

Ana dijo...

Menudos trabajos te pegas Raque. Muy buena entrada, todo muy documentado y fácil de leer. La verdad es que en este repaso hay mas cosas malas que buenas. ¡Y como pasa el tiempo de rápido!
Hay cosas que había olvidado, otras que no pensaba que hiciera tanto tiempo, y otras imposibles de borrar. Siempre recordaré lo de las riadas del 2002, también lo de los atentados de Madrid, el shock de aquellas horribles imagenes, poco después el psoe ganabas las elecciones, que convulsos fueron aquellos momentos.
Bodas reales, cambios de siglo y de milenio, nuevas monedas, crisis, guerras televisadas, catastrofes naturales, hemos tenido de todo. Espero que la próxima decada se caracterice por cosas mas agradables, ¿verdad? Un deseo universal
Besotes
:)

Prometeo dijo...

Que gran trabajo has realizado, un compendio realmente brillante, un flash de nuestra historia reciente...fascinante revisar asi una decada.
Y es que el tiempo vuela.
Un abarzo.

Natalia Ortiz dijo...

¡Hola Raquel!
Qué pasada de entrada O.O
Te ha tenido que costar un montón escribirla, buscar la información, seleccionar momentos y fotos... pfff. ¡Qué currada!
Lástima que muchos hechos que siempre recordaremos sean referidos a catástrofes...
Un beso :)
¡Sigue así!

Raquel dijo...

Gracias Zhivago, el mérito es de google y la wikipedia; ¿qué haríamos sin ellos?
Me acuerdo perfectamente de aquel día redondo, con tantos ochos,y de lo que escribiste, que me gustó mucho. Lástima que el 9-09-2009 se nos pasara por alto, porque el nueve es uno de mis números de la suerte, en general me gustan los números impares.
Un abrazo y de nuevo gracias por pasarte por mi desván en un día 10.


Gracias Angel. Han pasado tantas cosas que el post se queda pequeño, pero sólo había espacio para lo más relevante. Desgraciadamente eso supone que casi todas las cosas de las que se hablaron bastante fue de las cosas malas; guerras, desastres, crisis.
Bush tiene un puesto destacado en este resumen, la verdad. Y yo diría, aunque estoy en contra de la violencia, que el zapatazo se lo merecía. No hizo nada bien las cosas.
Un abrazo :)



El tiempo pasa que se las pela, es increíble. Al buscar la información sobre la década me di cuenta de lo rápido que ha pasado todo, y eso asusta un poco.
Cierto que hay cosas que no se pueden borrar, sobre todo lo que vivimos en primera persona, como las riadas de 2002. Aquello fue una locura, como llovía sin parar y tan fuerte. Lo recuerdo muy bien.
Hemos tenido de todo, sí, cosas muy importantes que no todo el mundo puede vivir; cosas malas y también buenas, afortunadamente.
Un beso grande.



Y tanto que si, vuela. Gracias por la visita y por el comentario.
Un abrazo.



Gracias Natalia :)
Lo más costoso es seleccionar la información porque han pasado muchas cosas en esta década, pero ha sido interesnate escribirla.
Un beso.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...