Buscar este blog

2 de agosto de 2010

Grullas por la paz


El 6 de agosto de 1945, Estados Unidos arrojó la bomba atómica sobre Hiroshima, Japón, con la esperanza de terminar la Segunda Guerra Mundial. En pocos minutos, más de 200.000 personas perecieron a causa de la explosión. Sadako Sasaki sólo tenía dos años de vida cuando la bomba cayó en su ciudad. Era una niña feliz y energética y parecía que no le había afectado la explosión de la bomba, pero nueve años después se le detectó leucemia, una enfermedad causada por la irradiación de la bomba.
Cuando estaba en el hospital una amiga suya le trajo una grulla de papel y le contó la historia de la grulla. Los japoneses creen que la grulla vive mil años. Si una persona enferma hace mil grullas de papel, los dioses le concederán su deseo de mejorarse. Las grullas aumentaron la esperanza de Sadako, que se puso a hacer grullas de papel con mucho entusiasmo.
Tristemente Sadako falleció en octubre de 1955 después de haber hecho 644 grullas de papel. Los amigos y compañeros de Sadako, impactados por su perdida, continuaron su labor e hicieron el resto para completar las mil grullas.
Con el deseo de que se pudiera evitar la guerra en el futuro, los niños juntaron dinero para construir un monumento a Sadako y a las grullas. Ahora hay una estatua de una niña sosteniendo una grulla dorada en sus brazos abiertos en el Parque de la Paz en Hiroshima. Cada año gente de todo el mundo hace grullas de papel y las manda a Hiroshima. El 6 de agosto, Día de la Paz, los niños de la ciudad cuelgan las grullas en el monumento con la esperanza de transmitir este mensaje a todo el mundo:

”Este es nuestro llanto. Esta es nuestra oración. Paz en el mundo.”



(Fuente: Fundacioperlapau)
(Imagen: magique -deviantart)

3 comentarios:

Prometeo dijo...

La histoiras que has contado casi hace aflorar las lagrimas en mis ojos, que delicia de hsitoria y que tragedia tan grande, que locura...voy a a aprenderpara hacer una grulla de papel.
Un fuerte abarzo.

Raquel dijo...

Me alegra que te haya emocionado esta historia tanto como a mi. Una pena que el odio, la guerra, siga rompiendo tantos sueños y vidas inocentes, como la de Sadako.
Un fuerte abrazo.

Ana dijo...

Preciosa historia la de sadako, dentro del drama fue muy emotiva, que pena que no llegara a las 1000 grullas, se ve que la técnica de la papiroflexia es complicadilla.
Bonita entrada me ha gusta do mucho.
un beso enorme
:D

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...