Buscar este blog

20 de abril de 2013

Extra Cine XL




Hitchcock

Detrás de Alfred Hitchcock, el denominado “maestro del suspense”, había un aspecto que se ocultaba: su extraordinariamente creativo romance con su leal esposa y colaboradora en la realización cinematográfica, Alma Reville. “Hitchcock” saca a la luz su fascinante y compleja historia de amor. Y lo hace mientras se filma su más audaz aventura cinematográfica, “Psicosis” (1960), que se convertiría en la película más controvertida del director y también en la más legendaria. Cuando, contra todo pronóstico, la tumultuosa producción llegó a su fin, la forma de hacer cine cambió para siempre, pero solo unos pocos supieron que realmente hicieron falta dos para llevar a cabo el filme.

Entretenido “biopic” de sobremesa de uno de los directores más polémicos del siglo XX, el siempre magistral Alfred Hitchcock. El primerizo Sacha Gervasi cocina junto al guionista Stephen Rebello, autor del libro sobre el que se basa la película, 'Alfred Hitchcock and the Making of Psycho',  un plato no demasiado elaborado, algo insípido y sin condimentos, que no  consigue saciar pero que tampoco deja con hambre. Gervasi y Rebello han sido demasiados amables con la figura, oronda y sarcástica, del maestro del suspense, por eso lo que he echado en falta ha sido un poco más de intensidad, de pulso. Indiscutible la calidad de los interpretes protagonistas. Anthony Hopkins está impecable bajo el exagerado maquillaje y los kilos de más del director, igualmente gran trabajo de modulación de voz, bastante parecida a la original. Impecable también Helen Mirren como Alma Reville, la esposa sufrida y mano derecha de Hitchcock, que aquí dejará de estar a la sombra de su marido para descubrirse como una mujer fuerte dentro de sus debilidades e inseguridades, valida y talentosa, y sobre todo como uno de los pilares más importantes de Alfred Hitchcock. 5,5




Frankenweenie

Del director Tim Burton llega “Frankenweenie”, una conmovedora historia sobre un niño y su perro. Tras la inesperada muerte de su adorado perro Sparky, el pequeño Víctor se vale del poder de la ciencia para traer a su mejor amigo de regreso a la vida… con unos pocos ajustes menores. Víctor intenta ocultar su creación, pero cuando Sparky logra salir, los compañeros de escuela de Víctor, sus maestros y el pueblo entero aprenderán que crear una nueva vida puede convertirse en algo monstruoso.

O soy yo, que estoy hipersensible, o fue cosa de la película, pero que llorera me dio viendo Frankenweenie. Reconozco que la historia me tocó el corazón, y no sólo eso, me conquistó. Tal vez por esa extraña y fascinadora tristeza que destila; esa atmósfera en blanco y negro, elegante y sobria,  que a pesar de todo se siente muy viva, muy intensa, y aún así evocadora como un mal sueño en una noche de tormenta.
Un homenaje al Frankenstein de Mary Shelley, mi monstruo favorito, y debe serlo también del propio Burton, pues no es el primer homenaje que le hace. Ese monstruo bueno, con anhelo de ser querido por su creador, quien le rechaza. Un monstruo bueno al que todo el mundo teme y que cede a la maldad. Un monstruo que no es malo por naturaleza, como todo el mundo piensa, sólo es empujado a ella. Pero la película no sólo es un homenaje a la creación de Shelley y a Victor Frankenstein, sino al cine de terror de serie B, en especial a las producciones de la Universal, y también a un genio poco reconocido a pesar de su grandeza, ese gran Vincent Price, resucitado gracias a las marionetas y la técnica del stop motion.  Las voces originales pertenecen a viejos conocidos de Burton, como Winona Rider, Martin Landau, y Martin short entre otros. Muy recomendable. La verdad es que me ha parecido muy emotiva, muy mágica, y también muy entretenida. 6



Django Desencadenado

La historia de “Django desencadenado” está ambientada en el Sur de los Estados Unidos, dos años antes de estallar la Guerra Civil. El Dr. King Schultz es un cazarrecompensas de origen alemán que sigue la pista de unos asesinos: los hermanos Brittle. Para lograr su objetivo busca la ayuda de un esclavo llamado Django (Jamie Foxx). El poco ortodoxo Schultz se hace con Django bajo la promesa de dejarlo en libertad una vez que hayan capturado a los Brittle, vivos o muertos. El éxito que obtienen en su cometido hace que Schultz libere a Django, pero ambos deciden no separarse y seguir juntos su camino. Django perfecciona su destreza como cazador con un único objetivo: encontrar y rescatar a Broomhilda, la esposa que perdió hace tiempo en el mercado de esclavos. La búsqueda de Django y Schultz finalmente los lleva hasta Calvin Candie, propietario de la infame plantación Candyland. Django y Schultz exploran las instalaciones y despiertan las sospechas de Stephen, el esclavo de confianza de Candie.
 
Sus fans pueden respirar tranquilos, Tarantino no defrauda. Django Desencadenado es una exagerada, incorrecta, disparatada y surrealista orgía de sangre y violencia; una carnicería en toda regla. A pesar de los 165 minutos de metraje su duración no es problema; su ritmo trepidante hace que se esas casi tres horas pasen en un suspiro, quizás se deba a la fascinación de su puesta en escena, de sus diálogos descerebrados, punzantes y ácidos, de su comicidad gamberra que en muchas ocasiones puede resultar desconcertante, pero Django Desencadenado es una experiencia, que a pesar de todo, no deseas que termine. A mi me gustó y no se me hizo pesada.  Aunque  tiene algunas escenas de relleno, y paja, mucha paja. Lo que no me gustó demasiado en esta ocasión fue la banda sonora, las canciones no cuajan bien con este homenaje al espagueti western, al menos a mi me chirriaban un poco. Excelente las actuaciones de Christopher Waltz, Leonardo DiCaprio en el rol de un despiadado negrero, y de Samuel L. Jackson, dando vida a uno de los personajes más extravagantes y crueles que ha parido Tarantino. 6,5



Lincoln

“Lincoln” se centra en los tumultuosos últimos meses en ejercicio del decimosexto presidente de los Estados Unidos. En una nación dividida por la guerra y en la que soplan fuertes vientos de cambio, Abraham Lincoln emprende un conjunto de acciones con el objetivo de acabar con la guerra, unir al país y abolir la esclavitud. Con la talla moral y la fuerte determinación para lograr todo ello, las decisiones adoptadas por Lincoln en un momento tan crítico cambiarán el destino de las generaciones venideras.

Steven Spielberg nos acerca a la figura de uno de los presidentes de EEUU más relevantes y carismáticos. A lo largo de unos 150 interminables y tediosos minutos participaremos de una clase teórica sobre política norteamericana que, a pesar de su incuestionable importancia histórica, e innegable interés,  es capaz de aburrir hasta a las ovejas.  Los tonos sombríos y grises de la fotografía, la nula acción, los diálogos repetitivos convierten el visionado de la película en una prueba de resistencia contra el aburrimiento y los bostezos. No todo es malo. La puesta en escena y la ambientación es brillante, igual que el diseño de vestuario. Las interpretaciones de Daniel Day Lewis, gracias a su excelente caracterización, de Sally Field, como la esposa depresiva y amargada de Lincoln, y de Tommy Lee Jones, salvan la papeleta de una película excesivamente formal y contenida. 6,3


4 comentarios:

Anónimo dijo...

"Django" es una película muy bien hecha y muy bien contada, con unas magistrales 2 horas... pero a partir de entonces, Tarantino tiene que sacar su vena más desaforada, y se convierte en una borrachera de gags que se cargan todo el conjunto. Ese final no se lo merecía la película. Waltz y DiCaprio geniales. Yo le daría un 6 o 6'5.

Y "Lincoln", muy criticada, sí me pareció bastante mejor de lo que me esperaba. Entreteniene, logra plasmar los entresijos de una gran lucha y hace un buen boceto sobre la política americana de la época. Quizás a Spielberg se le nota la sensiblería barata. Muy bien Lewis y Lee Jones. Un 7.

Las otras dos no las he visto.

Saludos de Minnesotas!!!

Carol Torrecilla García dijo...

Hola Raquel:
Esta vez he visto tres de cuatro.
Hitchcock me gustó bastante, y me pareció interesante saber su forma de trabajar. La verdad es que no tengo queja de esa peli.

Frankenweenie me encantó, y en todo estoy de acuerdo contigo. Hasta en mi personaje de terror favorito. =)
Yo le habría puesto a esta peli, y de hecho se lo puse en una web filmográfica, un merecido 10.
A mí también me hizo llorar, especialmente con las voces originales. Pierde mucho con el doblaje. =)

Django me gustó, y me sorprendió que me gustase, porque no soy muy de Tarantino.
Sin embargo no se me hizo larga, y considero que el final es imprescindible en la película. De lo contrario, no sería Tarantino.

Tengo muchas ganas de ver Lincoln. Ya te contaré.
Gracias por estas estupendas reseñas.
Abrazos.

Anónimo dijo...

Por cierto, ¿has visto "The Master"? No sé si te gustará (es una película difícil, la verdad) pero me parece de lo mejor del año pasado -incluso a nivel narrativo-. Un beso de Minnesotas!!!

Raquel dijo...

Gracias a los dos, me alegra ver que coincidimos en nuestras impresiones.

Carol tienes razón con lo del doblaje, nada que ver con las voces originales, sobre todo la de Vincent Price. Siempre me ha gustado el personaje de Frankenstein, tengo debilidad por él.
Un beso grande amiga :)

No he visto The Master pero ahora estoy sin ordenador, y reconozco que la mayoría de las pelis las descargaba, el cine esta caro y los bolsillos no están para esos sablazos. A ver si por un casual puedo descargarla, si la recomiendas me entra el gusanillo de verla.
Un beso Minnesotas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...