Buscar este blog

14 de septiembre de 2011

Extra Cine XII



Destino final 5

Sam Lawton (Nicholas D'Agosto) tiene una premonición sobre la destrucción de un puente colgante que causaría su muerte y la de otras personas. La visión se hace realidad, pero Sam se las arregla para salvarse a sí mismo y a algunos otros de la catastrófica tragedia. Sin embargo, Sam y su novia Molly (Emma Bell) descubren que no están realmente a salvo: la muerte los persigue a ellos y a los que sobrevivieron al horrible accidente. Quinta entrega de la popular serie de terror "Destino final".

Nada nuevo bajo el sol. Después de cinco películas la formula  de “Destino final” está más que explotada. Un recurso, el de la muerte que persigue a los salvados de cualquier desgracia sangrienta gracias a una oportuna visión, que se ha repetido invariablemente en todas y cada una de las películas que componen esta saga. Destino final es como ese chiste que pierde la gracia cuanto más se cuenta. Al principio podía entretener, sobre todo a los seguidores del cine de terror/gore, pero a estas alturas sorprender con un guión que calca a los anteriores es imposible, por muy disparatadas e ingeniosas que sean las muertes. Los efectos especiales podrán ser de última generación y sin embargo no convencen. Hoy en día no hay cartón piedra, bolsas de sangre falsa, ni maquetas, pero esos efectos digitales cantan más que si lo fueran. Totalmente irreales y fantasiosos, regados eso sí por abundante sangre salpicada. Una película sin sorpresas, en que lo más destacado llega en su tramo final gracias a un acertado giro de guión, que al menos pone un broche digno y parece cerrar para siempre la saga. Destaco la escena del puente, por su espectacularidad y por ser la más aparente de la película. 4




Super 8

En el verano de 1979, un grupo de amigos de un pueblecito de Ohio se disponen a hacer una película de zombis. Mientras ruedan su film en formato Super 8, son testigos de un catastrófico accidente de tren y, tras librarse ellos mismos por poco, pronto descubren que no fue un accidente. Poco después, comienzan a sucederse en el pueblo una serie de extrañas desapariciones y de sucesos inexplicables, y el sheriff adjunto Jack Lamb intenta descubrir la verdad, algo más terrorífico de lo que ninguno de ellos podía imaginar.

Hubo un tiempo, allá en la década de los ochenta, donde el cine juvenil vivió una etapa dorada. Muchas de aquellas películas, entre las que recuerdo especialmente a E.T., Los Goonies, Cuenta conmigo o  El secreto de la pirámide siguen siendo mis favoritas. Por eso la nostalgia me invadió viendo Súper 8. Las referencias  a todas estas películas son inevitables, ya que la película es un homenaje a ese cine, con el que comparte muchas cosas. Por ejemplo, la capacidad de atraparte y dejarte pegado al asiento. Algo que ya de por si habla muy positivamente de la película; sobre todo si eres nostálgico.  
Esta es una historia típica de aventuras con niños; unos niños, por cierto, que lo bordan. Tanto Elle Fanning como Joel Courtney en los papeles protagonistas, y el resto de secundarios encabezados por Riley Griffiths, el amigo del prota y el director del corto de zombies, están estupendos. Un diez para estos jóvenes actores.
Puede que si buscas algo diferente, o simplemente original, te quedes con un palmo de narices, ya que originalidad lo que se dice originalidad no es lo que brilla en esta película, que como comente más arriba es un homenaje a un estilo de cine cuyo máximo exponente fue Steven Spielberg  y a toda una generación que creció viendo esas películas. Si vas con ese espíritu seguro que la película te gusta pero si pides algo más lo más probable es que la decepción te impida disfrutar de la película.
Yo la disfruté mucho, recuperé mi espíritu infantil y me sumergí de lleno en ella. La pega es  su duración, demasiada, y aunque la acción no decae si que se nota el cansancio acumulado tras casi dos horas. Pero de resto ninguna pega, salvo la escena final del niño y el “monstruo”, que sobraba un poco. Me encantó su banda sonora, muy nostálgica, y la lograda ambientación de 1979.
Por cierto genial los créditos finales donde se puede ver el corto sobre los zombies terminado, no te lo pierdas. 6.3


Conan el bárbaro (2011)

Las hazañas de Conan en la Era Hiboria cobran ahora vida en esta película de acción y aventuras en 3D. Una búsqueda que comienza como una vendetta personal para el feroz guerrero cimmerio no tardará en convertirse en una épica batalla que lo enfrentará a descomunales rivales y horrendos monstruos. Contra toda esperanza de victoria, Conan se dará cuenta de que es la única posibilidad de salvación de las grandes naciones de Hiboria frente a la invasión de un mal sobrenatural.

No es que Conan el bárbaro, la película protagonizada por Arnold Schwarzenegger en 1982, fuese una buena película; de hecho tengo la sensación de que era bastante mala, aunque cuenta con el factor nostalgia para engrandecerla. Por eso mejorar aquella historia no parecía cosa difícil. Sólo bastaba con pulir un poco el guión, contratar a algunos actores resultones que pudieran aprenderse unas diez líneas de guión, y meter buenos efectos especiales para hacerlo vistoso. Y de esta forma es probable que se obtenga una película comercial pero que al menos se deja ver. La realidad es que esta nueva película, ni de lejos, ha mejorado aquella historia. Viendo el pésimo resultado es inevitable preguntarse ¿había necesidad de hacer esta película? No, sin ninguna duda. No creo que los productores hayan recuperado la inversión que hicieron, y no me extraña, porque realmente es una película hueca, sin sustancia, infumable. Con un guión patético, unos efectos especiales ridículos, unos personajes sosos que no enganchan, empezando por el protagonista, que ni frio ni calor, y terminando por los actores secundarios que se limitan a hacer bulto y ya está. Una película con sus buenas dosis de violencia, por algo es Conan el bárbaro, sangre por aquí y por allá, espadazos a diestro y siniestro y  todo el mundo más perdido que otra cosa. Aburrida, larga e innecesaria. 3.4




Con derecho a roce

Narra cómo una relación entre dos jóvenes amigos, Dylan (Justin Timberlake) y Jamie (Mila Kunis), se complica cuando deciden involucrarse románticamente. Pensaban que seguir siendo amigos y tener sexo iba a ser fácil de llevar, pero pronto se darán cuenta de que no lo va a ser tanto.

En esto de las comedias románticas lo difícil es innovar, por eso cada vez es más complicado ver películas que nos queden enganchadas en la retina,  y que sean al mismo tiempo, buenas y entretenidas. En Con derecho a roce han pensado ¿y por qué no empezamos la casa por el tejado? Para atraer a un público que ya lo ha visto todo y vender la película como algo diferente ¿por qué no metemos escenas de sexo al principio y dejamos la historia de amor para después? De todas formas el orden de los factores no altera el producto.
Se nota el esfuerzo de imprimir frescura al género, pero también se nota mucho que este recurso facilón es una burda excusa para desnudar a sus guapos protagonistas  como principal reclamo taquillero. No es este un elemento nuevo; sólo este año se han estrenado varias películas con la misma temática de “sexo sin amor”; yo al menos recuerdo Sin compromiso, con Natalie Portman, y Amor y otras drogas con Jake Gyllenhaal y Anne Hathaway. La diferencia con estas, para mi, es que el tono es menos empalagoso, más ácido y “gamberro”. Personalmente me gustó la historia, aunque acabe cayendo en los mismos tópicos de siempre, pero al menos no se hace aburrida. Aunque el final, ese final, me chirrió cosa mala. Otra cosa buena de la película son sus exteriores de New York; impresionantes. 5.9





7 comentarios:

Prometeo dijo...

Me quedo con Super 8 que ademas es una declaracion de amor al cine, toda un delicia palomitera...un buen trababjo ys e ve tambien tu amor por el cine.
Un abrazo.

Natalia Ortiz dijo...

Hola Raquel. No he visto ninguna de estas películas, pero si tuviera que ver una sería Super 8, es la que mejor pinta tiene. Con derecho a roce puede que tenga algún cambio como bien dices, pero ese tipo de películas me sigue resultando una basura sin historia, con sinceridad. Destino final 5 como se ve de miedo, no me dice mucho... y Conan, con la de películas de superhéroes que hay, no me llama tampoco. Si voy a ver Super 8, ya te contaré =) Un beso

Ana dijo...

Me he visto las cuatro, y de la que tengo peor recuerdo es la de Conan, muy floja. La de Destino final es mas de lo mismo como dices, pero en comparación con las otras le vi un poquito mas de calidad. La de Con derecho a roce me gustó, no es tan mala como creía, salvo algunas cosillas como ese final happy musical end, pero se deja ver y además me gustaron los protas, se les veía buen rollo y química. Me quedo con la de Super 8, es como montarte en una maquina del tiempo y ver aquellas pelis que nos encantaban de peques, además esos niños me recuerdan a nosotras cuando grabamos nuestras producciones en video, ¿recuerdas? ¡que tiempos!
Besos
;)

Nacida en África dijo...

Mi querida Raquel: De las cuatro solo he visto la de Super 8 que me encantó y según leo de las demás... no iré a verlas.

Gracias por tu información pues sabes que siempre te hago caso.

Brisas y besos.

Malena

Miguel Schweiz dijo...

Ufff, pues yo no he visto ninguna de ellas... Ahora me ha dado por pescar las europeas, las orientales y alguna rara de cualquier otro continente, tengo una mezcla...

Aunque no sé, me tienta El Árbol de la Vida ¿Cómo será?

Besos

Raquel dijo...

Gracias Prometeo :)
Me gusta el cine, sobre todo el de palomitas. Super 8 es un buen ejemplo. A mi de todas estas es la que más me gustó.
Un abrazo.


Hola Natalia :)
Pues es la que más te recomiendo, creo que te gustará mucho.
Bueno, Con derecho a roce es más d elo mismo, pero tiene algunas cosas buenas; sobre todo para quien le guste las comedias románticas.
De las otras dos pues la verdad es que no puedo recomendartelas porque sería perder el tiempo; muy malas.
Un beso.


Conan es horrible, sinceramente; no comprendo cómo pueden hacer cosas tan malas teniendo tantos medios y dinero.
:) Sabía que la que más te iba a gustar era Super 8; nos parecemos un poco a esos niños, jugando con la videocámara y grabando historietas.
Un beso Ana.


De nada Malena, la verdad es que el cine que veo es un poco malillo pero me algra que tengas en cuenta mis recomendaciones y lo contrario.
Un beso grande.


Hola Miguel, que sorpresa verte por aquí.
La verdad es que mi gusto cinéfilo no es tan exclusivo; aunque me gusta el cine bueno suelo ver muchas pelis comerciales. La de El árbol de la vida me llama la atención; se ve que es cine con todas las letras, y por lo que se puede ver por el trailer su fotografía es preciosa. Si la veo, te diré qué me parece.
Un abrazo :)

Blogger dijo...

If you want your ex-girlfriend or ex-boyfriend to come crawling back to you on their knees (even if they're dating somebody else now) you got to watch this video
right away...

(VIDEO) Have your ex CRAWLING back to you...?

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...